¿Nos crece la cabeza?

Craneo
Un reciente estudio llevado a cabo por Peter Rock, de la Universidad de Birmingham, y publicado en el British Dental Journal, comparó las medidas craneales de tres grupos de población: por un lado, 30 cráneos londinenses de mediados del siglo XIV, fallecidos debido a una plaga. Por otro, 54 cráneos procedentes del naufragio del Mary Rose, que se hundió en las costas del sur de Inglaterra en 1545. Y por último, las medidas de 31 cráneos actuales procedentes de registros de la Escuela de Odontología de Birmingham.


Las sorprendentes conclusiones del estudio apuntan a que hay dos diferencias claras entre los cráneos medievales y los actuales:

1.- Los cráneos medievales tienen rasgos más prominentes que los actuales.

2.- Los cráneos medievales tienen una bóveda craneana más baja que los actuales.

Y no son unas diferencias leves. En palabras de Peter Rock:

“El incremento es muy considerable. Por ejemplo, la altura de la bóveda de los cráneos de la plaga era de 80 mm., y los modernos de 95 mm. -esto representa un 20 por ciento más, lo que verdaderamente es mucho.”

El autor sugiere que el aumento en la altura de las bóvedas craneales puede ser debida a un incremento de la capacidad mental a través de los siglos.

Desde luego, los resultados son sorprendentes. Por primera vez -con datos empíricos en la mano- se habla del aumento con el tiempo de la capacidad mental en Homo sapiens.

Pese a todo, la muestra en la que se basa el estudio no es precisamente muy amplia y sería precipitado dejarse llevar por la euforia de constatar que la evolución humana sigue, y se plasma en nuestros grandes cerebros.

Autor: Alfonmai
Fuente: Memecio

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Redifusión RSS de los comentarios de la entrada. TrackBack URI

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.

Theme Por Thematology y Themes y Templates
Alojamiento web en Dimensis

Cerrar
Enviar por Correo