La masturbación periódica reduce el riego de desarrollar cáncer de próstata

authorCarlos Martin | Abril 16, 2008

ProstataInvestigadores australianos han determinado que los hombres pueden reducir su riesgo de desarrollar cáncer de próstata mediante la masturbación debido a que determinados productos químicos que causan cáncer pueden acumularse en la próstata si los hombres no eyaculan regularmente.

Las relaciones sexuales por eso, no tendrían el mismo efecto protector debido a la posibilidad de contraer una infección de transmisión sexual, lo que sí podría aumentar el riesgo de cáncer en los hombres.

El estudio se realizó entrevistando sobre sus hábitos sexuales a más de 1000 hombres que habían desarrollado cáncer de próstata y 1250 que no.

El Dr Chris Hiley asegura que son unos datos plausibles, que claramente encontraron que los que habían eyaculado más en edades comprendidas entre los 20 y los 50 años fueron menos propensos a desarrollar el cáncer. El efecto protector es mayor mientras los hombres estaban en la veintena.

Concretamente, los hombres que habían eyaculado más de cinco veces a la semana reducían en un tercio las probabilidades de desarrollar cáncer de próstata durante su vida.

Los investigadores sugieren que eyacular puede prevenir la acumulación de agentes cancerígenos en la glándula prostática previniendo así el desarrollo de un tumor maligno.

“Si estos resultados se mantienen, entonces es perfectamente razonable pensar que los hombres deberían ser animados a masturbarse”, concluyó el Dr Hiley.

Fuente: BBC Science

La Tierra se enfrió drásticamente en muy poco tiempo

Nucleo_TierraUn reciente investigación, llevada a cabo por el Instituto Politécnico de Troy revela que la superficie de las placas de hielo del Antártico aumentó considerablemente a raíz de dicho enfriamiento.

La temperatura de la Tierra bajó rápida y drásticamente hace 34 millones de años, en una transición de clima cálido a clima gélido que culminó en tan sólo unos miles de años, lo que geológicamente representa un período de tiempo muy corto, según un estudio publicado en su último número por Nature Geoscience.

La investigación revela que la superficie de las placas de hielo del Antártico aumentó considerablemente a raíz de dicho enfriamiento del planeta, que ocurrió durante el período conocido como de transición Eoceno-Oligoceno. De este modo, la Tierra llegó a tener por aquel entonces un 25% más de la masa de hielo que actualmente existe en el polo sur, en un cambio climático que derivó en una disminución de dos grados centígrados de la temperatura del agua de las profundidades oceánicas.

La transformación climática del planeta, producida a lo largo de tres breves etapas geológicas, provocó también una gran bajada del nivel del mar, que llegó a decrecer en 100 metros tras quedar gran parte del agua almacenada en las placas de hielo del Antártico.

La investigación partió del análisis de los sedimentos marinos -y concretamente de los rastros de las conchas de los moluscos que vivieron entonces- lo que permitió identificar dos bajadas de temperatura del agua de las profundidades oceánicas resultantes del enfriamiento del clima en general.

Fuente: EFE

Investigadores hallan un nuevo tratamiento para la hepatitis C

VirusA veces, fármacos ya existentes nos pueden deparar sorpresas. Esto es lo que ha ocurrido a unos investigadores del Centro de Ciencias de la Salud de la Universidad de Oklahoma que han encontrado un nuevo uso de un antiguo fármaco aprobado en 1993.

Según publica la revista American Journal of Gastroenterology, la fluvastatina, utilizada en el tratamiento del colesterol elevado en adultos, también diminuiria significativamente la carga viral, o los niveles de virus de la hepatitis C.

“Esta investigación es la primera que demuestra la actividad antiviral de la fluvastatina en humanos que están infectados con hepatitis C, la mayoría de los cuales no respondieron al tratamiento de cuidados estándar”, dice el Doctor Ted Bader, director de enfermedades hepáticas del Centro de Ciencias de la Salud de la Universidad de Oklahoma.

Ahora, los investigadores están intentando tratar por completo este virus, ya que la fluvastina no lo elimina completamente, y creen que una combinación con el tratamiento estándar de peginterferón y ribavirin podría ser la solución. Si esto funcionase, obtendríamos un nuevo tratamiento para esta enfermedad mucho antes que ningún otro fármaco anti-hepatitis C que actualmente esté bajo investigación y desarrollo.

Fuente: Ciencia Kanija

Theme Por Thematology y Themes y Templates
Alojamiento web en Dimensis

Cerrar
Enviar por Correo