Hormigas robóticas podrían construir las primeras edificaciones en Marte

authorCarlos Martin | Octubre 31, 2008

El proyecto europeo I-SWARM está desarrollando un enjambres de diminutos robots autónomos preparados para comunicarse entre sí mediante infrarrojos y trabajar en equipo. Se trataría de una avanzadilla que podría encargarse de construir allí las primeras edificaciones para el ser humano.

Pero estas pequeñas hormigas robóticas no sólo construirían la primera fase, después desempeñarían funciones como reparar maquinaria, eliminar polución o administrar medicamentos en nuestro cuerpo.

“Estos pequeños robots trabajarían juntos y explorarían el planeta. Sabemos que hay agua y polvo; lo suficiente para empezar a construir estructuras, como casas para científicos”, comenta Marc Szymanski, de la Universidad de Karlsruhe, en Alemania.

De momento, se han creado 100 robots a escala de un centímetro y se han hecho importantes avances para construir enjambres de robots del tamaño de una hormiga, y que a su vez, sean capaces de reconfigurarse solos y ensamblarse autónomamente formando un robot más grande.

Las pruebas hechas hasta el momento han demostrado que los robots son capaces de interactuar, aunque el gran reto ahora es conseguir producirlos en masa. En cualquier caso, los investigadores confían lograrlo pronto, ya que construir robots tan pequeños es casi como fabricar chips de ordenador, cuya fabricación es relativamente barata.

Fuente: Tendencias21

Hallan bacterias desconocidas en catacumbas romanas

TuberculosisParece increíble que todavía hoy un día nos crucemos con nuevas formas de vida en lugares tan cercanos a nosotros, en este caso, debajo de nuestros propios pies. El descubrimiento ha sido realizado en las profundidades de antiguas tumbas romanas, donde dos nuevas especies de bacterias, las cuales fueron halladas creciendo sobre los muros de las tumbas, campaban a sus anchas.

Las catacumbas donde se hallaban son las de San Calixto, que a su vez, son una parte de un gran cementerio que cubre 15 hectáreas, área equivalente a más de 20 campos de fútbol.

“Las bacterias pueden crecer sobre los muros de estas tumbas subterráneas, y por lo general causan daños”, explica la profesora Clara Urzi, de la Universidad de Messina en Italia. “Encontramos dos nuevas especies de bacterias en superficies deterioradas en el área de las catacumbas, y creemos que las que pertenecen al grupo Kribbella pueden haber estado involucradas en su destrucción”.

Han sido las condiciones especiales de las catacumbas las que han permitido el desarrollo de estas especies únicas, bautizadas como Kribbella catacumbae y Kribbella sancticallisti.

Fuente: Electrónica fácil

“El hombre de los hielos” perteneció a un grupo genético de Homo sapiens que se extinguió

La famosa momia Ötzi, bautizada como el “hombre de los hielos” y que vivió en Europa hace unos 5.000 años, nos ha revelado otro secreto. Tras secuenciar completamente su genoma mitocondrial se ha descubierto que su rama genética acabó extinguiéndose con el paso del tiempo, por lo que no tendría parientes hoy en día.

Los resultados de la investigación se han publicado en la revista Current Biology, donde también explican que seguramente Ötzi pertenecía a un linaje conocido como el haplogrupo K, al que pertenecen el 8% de los originarios de Europa.

Concretamente pertenece a una de las ramas del sublinaje K1 pero lo sorprendente es el hecho de que no pertenece a ninguna de las tres variantes genéticas conocidas del K1, por lo que el equipo de investigadores las ha bautizado como la rama Ötzi.

Los científicos aseguraron que “eso no significa que este individuo, que murió asesinado por una flecha, tuviera un ADN que le hacía diferente, pero sí que en el pasado hubo un grupo de hombres y mujeres que tenían su ADN mitocondrial y que ahora ese grupo o ha desaparecido o es muy raro”.

Fuente: El Mundo Ciencia

Theme Por Thematology y Themes y Templates
Alojamiento web en Dimensis

Cerrar
Enviar por Correo