Desde esta pagina podes Compartir y guardar La última niña salvaje en tu Marcador Social Preferido, o enviarlo por E-mail a tus Contactos.

Marcadores Sociales

E-mail

Enviar por Correo
Enero 22, 2007

La última niña salvaje

Escrito en: Antropología

Chica_salvaje_camboyanaPrácticamente todos los medio de comunicación se han hecho eco de esta noticia a lo largo del fin de semana, y no es para menos, en una localidad remota del noreste de Camboya unos leñadores han descubierto a una joven que supuestamente desapareció en la jungla cuando tenía unos ocho años.

La mujer, que se cree que se llama Rochom Pngieng y tiene en la actualidad 27 años de edad, no puede hablar ningún idioma inteligible, por lo que los detalles sobre su pasado y ascendencia son difícilmente clarificables, además está aún aterrorizada por la presencia de otros humanos.

Pero un policia local llamado Sal Lou, se enteró del hallazgo y se acercó corriendo al poblado. Asombrado reconoció a su supuesta hija, desaparecida desde hacía décadas. Lou y su esposa, Rocham Yit, pudieron identificarla rápidamente gracias a una cicatriz en la espalda. Próximamente, expertos médicos realizarán pruebas de ADN a la joven y a los supuestos padres para comprobar si coinciden.

“No tenemos ni idea de cómo ha sobrevivido con todos los animales salvajes, y ella no puede comunicarse con nosotros. Creemos que la cicatriz que tiene en la muñeca se debió a que cayó en una trampa para animales durante un período prolongado. Los residentes de la zona creen que los espíritus la capturaron, pero que la han liberado ahora porque ya no la necesitan”, afirma su padre.

La mujer todavía se resiste a ponerse vestidos y a emplear utensilios como los habituales palillos para comer. Es imposible comunicarse con ella. Se limita a tocarse el estómago indicando que quiere comer cuando tiene hambre. “Si no duerme, simplemente se sienta y mira a derecha e izquierda”, dijo Sal Lou.

Las últimas noticias que he leído aseguran que se ha cansado de la civilización y ha intentado en varias ocasiones escapar de nuevo a la jungla.

Si historias de este tipo os apasionan, en la web www.feralchildren.com (en inglés) hay un largo listado de niños con historias similares, criados con animales o aislados de uno u otro modo de la sociedad.

Fuente: EFE


Volver a: La última niña salvaje