El vuelo de las hormigas “voladoras”

A más de un año de haber sido descubierta en un bosque de Perú cierta especie de hormigas, llamada Cephalotes atratus y que posee la habilidad para planear en el aire de un lugar a otro cuando caen al vacío, los científicos han podido desentrañar el mecanismo que utilizan estos insectos para tal cometido.

Hormiga_voladoraEl especialista en Ecología de insectos Stephen P. Yanoviak, del área médica de la Universidad de Texas, en Galveston, quien realizó el hallazgo en febrero de 2005, en Iquitos (Perú), recuerda que se encontraba a 30 metros de altura en la copa de un árbol esperando que los mosquitos aparecieran y se alimentaran con su sangre, por cuestiones de investigación, cuando fue sorprendido por las hormigas.

El científico comentó que comenzaron a atacarlo, por lo que simplemente las barrió con la mano. Para su sorpresa las hormigas no cayeron a plomo, como era de esperarse, sino que planearon para aterrizar de nuevo sobre el tronco del árbol y, posteriormente, regresar al punto de ataque.


“Las retiré con la mano de la rama en que me encontraba, cuando noté que unas 20 o 30 de ellas caían al unísono, como formando una cascada hacia el tronco del árbol. Fue entonces cuando me percaté de que algo estaba ocurriendo con el comportamiento de estos insectos que valía la pena ser investigado un poco más”, agregó.

Así las cosas, decidió pintar las patas traseras de estos insectos con barniz de uñas blanco, con lo cual pudo rastrearlas y corroborar que en efecto se trataba de las mismas hormigas que caían sobre el tronco del árbol y regresaban una y otra vez al punto de partida, aun cuando ocasionalmente rebotaban un poco y algunas de ellas caían del árbol.

De hecho pueden realizar giros de 180 grados en el aire, a fin de acomodarse para regresar, pero, en caso de fallar, aún son capaces de hacer un medio rizo para volver a intentarlo. “Es un descubrimiento asombroso, pues aparentemente es común entre diversas especies tropicales de hormigas”, apuntó Robert Dudley, experto en criaturas voladoras y planeadoras, desde colibríes y lagartijas hasta polillas y abejas.

Tras las observaciones iniciales de Yanoviak, Dudley condujo una serie de experimentos con las hormigas, a través de los cuales pudo determinar que 85% de las Cephalotes atratus son capaces de aterrizar con éxito en el tronco de un árbol, tras haber caído o saltado de una de sus ramas superiores.

El estudio también reveló que para las hormigas resulta de capital importancia no caer hasta el suelo, pues de ocurrir podrían extraviarse en el bosque al perder el rastro químico que les permitiría retornar a su nido, así como ser presa fácil de los depredadores.

Hasta hace poco permanecía como un misterio el mecanismo utilizado por las hormigas para cambiar de dirección en el aire. Lo que ya se había observado es que las patas y la cabeza de las Cephalotes son ligeramente planas, anatomía que, ahora se descubrió, combinada con ciertos movimientos abdominales, posibilitan su reorientación aérea.

Yankoviak declaró que “al haber evolucionado de especies aladas, las hormigas obreras de la especie Cephalotes desarrollaron más fácilmente la habilidad para planear. Este descubrimiento no necesariamente dice algo acerca de la evolución en términos de vuelo de algunas especies de insectos, pero sí nos proporciona buena información en torno de los tipos morfológicos que involucra la transición entre la caída libre, sin control, y la habilidad para planear”.

En ese sentido, el estudio de la biomecánica que les permite a estos insectos tener un vuelo controlado podría resultar útil en los desarrollos tecnológicos utilizados por los humanos para el mismo cometido, de ahí que esta investigación resulte trascendente.

Fuente: El Universal

Comentarios

  • By Mª PAZ, Septiembre 29, 2008 @ 10:40 am

    Este domingo , en nuestra casa en el campo, hemos observado una nube de hormigas voladoras expectacular. Suele ser corriente en esta epoca del año,; pero mi hijo me hizo la siguiente pregunta:
    Mama , si vuelan ,¿ porque muchas de ella caen al suelo, como si fueran una cascada de agua?
    No le supe responder, porque efectivamente caian como si no tuvieran control sobre su vuelo o hubieran chocado en el aire.
    ¿ Hay respuesta a esto?

Otros enlaces a esta entrada

Redifusión RSS de los comentarios de la entrada. TrackBack URI

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.

Theme Por Thematology y Themes y Templates
Alojamiento web en Dimensis

Cerrar
Enviar por Correo